Archive for diciembre, 2011

28/12/2011

Tamara Feijoo

Siempre la naturaleza sedujo al arte, pero la búsqueda de su representación naturalista detallada es un afán que aparece y desaparece a lo largo del tiempo. Hoy parece haber renacido este interés en dibujantes jóvenes como Tamara.

Tamara Feijoo (Ourense, 1982) observa con paciencia y ojo analítico la naturaleza y la plasma en delicadas imágenes. Pero su fin no es científico ni pretende ser solamente una recreación estética del mundo natural.  Sus ilustraciones hablan de nuestra posición de humanos frente a la naturaleza: del miedo irracional a una naturaleza sin domesticar y a la fascinación y la repulsión que nos puede provocar.

Vemos plantas que invaden bustos humanos, animales de dieta antropófaga, insectos gigantes contra los que luchan personas minúsculas o gente que se transforma mediante picos, astas o pieles animales.

Lombriz

LibélulasEscarabajoCossusBicho paloMantis

Tenemos la oportunidad de preguntarle a Tamara por su trabajo:

Gabinete de dibujos (G.D.): Hola, Tamara. Dínos, ¿cuál es tu sentimiento frente a esa naturaleza que aparece tan a menudo en tus obras? Y, en concreto, ¿qué haces si encuentras una araña llamativa en casa? ¿La atrapas para dibujarla, vences el asco e intentas eliminarla o el miedo te empuja a huir y esperar a que desaparezca?

Tamara Feijoo (T.F.): Mi visión de la naturaleza tiene mucho de romanticismo decimonónico. El contemplarla me produce una sensación de vértigo, de enormidad, de verse superado por una belleza sublime y casi incomprensible que no podemos asir ni dominar, que se escapa a nuestro control y nos hace sentir pequeños, minúsculos y casi insignificantes.

Todo lo relativo a ella me fascina y al mismo tiempo me produce cierta repulsión. No obstante, si me encuentro con algún animal o planta interesante lo documento por medio de fotografías para mis archivos de trabajo.

G. D.: Parece que te seduce la ilustración naturalista. ¿Te interesa solamente como medio para expresarte o te verías capaz de someterte a sus requerimientos científicos?

Me gusta la ilustración naturalista no sólo por haber sido una herramienta para el conocimiento científico en siglos pasados sino también por su enorme valor estético, algo que hoy en día es indiscutible. Yo la utilizo, me la apropio como medio de expresión artística pero en mi obra no hay, ni intento que haya, pretensiones científicas. Creo que me costaría someterme a todos los requerimientos que conlleva la ilustración científica “pura y dura”.

G. D.: En tus obras aparecen pequeños personajes que parecen ser siempre tú misma, ¿a qué se debe esa presencia tan frecuente?

En mis obras trato, desde mi punto de vista, de la relación que el ser humano establece con la naturaleza, por eso casi siempre aparece una figura humana, que suele ser la mía casi por una cuestión práctica.

G. D.: En tu página podemos ver lo que has hecho en los últimos años,  pero ¿puedes hablarnos de lo que estás haciendo ahora mismo, de lo más reciente?

En la actualidad estoy trabajando en un proyecto, titulado Naturalezas Invasoras, para la Beca de Creación en el Extranjero Gas Natural Fenosa que me fue concedida este mismo año. Se trata de un proyecto que combina dibujo mural y otras obras sobre papel, todas ellas relacionadas con la capacidad de la naturaleza de invadir, de apoderarse cualquier espacio urbano, desde matojos de margaritas que asoman entre en hueco de dos adoquines hasta solares convertidos en auténticos jardines salvajes.

G.D.: Gracias, Tamara, y suerte con tu trabajo.

Muchas gracias a vosotros.

Más información sobre Tamara en el blog de srta-marita.

Anuncios